, , , , ,

Matallanas, obsesionado con Simeone

Por Luis C. Arcos

Otra mañana más en la que me levanto con un artículo de opinión de Javier Matallanas donde no hay desperdicio. Un artículo más donde sigue disparando hacia un único objetivo. Diego Pablo Simeone.

Basta ya, Matallanas. Qué problema tienes con Simeone? Creo que algún día lo tendrías que explicar. Tal vez sea más interesante que todos los artículos que escribes.

No crees que lo que sucedió en el partido tiene, o puede tener, otra explicación? No crees que los que pueden haber reculado hacia atrás, hayan podido ser los propios jugadores, que hayan empezado a notar el esfuerzo contra un equipo tan exigente, físicamente, como el Getafe? No crees que los jugadores, han empezado a echarse atrás con el convencimiento, y los automatismos, de mantener un resultado importantísimo, ante un equipo que el año pasado no entró en Champions por muy poco, y dados los malos inicios de temporada que habitualmente se han tenido? No se. Parece mentira que te estés sacando el curso de entrenadores. Poco estás aprendiendo. Tal vez tengas que ir a recuperación.

Creo que es muy fácil de entender que el partido contra el Getafe ha sido el primer partido en que los jugadores han tenido que disputar los 90 minutos de partido, ante un equipo que te exige tanto desgaste. Hasta ahora, generalmente, disputaban 45 o 50 minutos en pretemporada. Y hay que tener en cuenta, también, que tuvieron que jugar más de 45 minutos con 10 jugadores, con lo que eso significa en cuestión de ocupar los espacios, y la intensidad que te marca el rival.

Y luego, los cambios. No es lo mismo que te expulsen a un delantero, como sucedió con el Getafe, que no te condiciona el sistema táctico, a que te expulsen un lateral, que inmediatamente lo tienes que cubrir con un jugador de campo, desajustado tus sistemas. Ahí llegó el posicionamiento de Saúl en el lateral zurdo, mientras se hacía el cambio pertinente. Ya empezó a calentar Hermoso. Ese movimiento dejó a Koke con Thomas, como contención, solamente. Algo que se solventó con la salida de Marcos Llorente, por el lesionado João Félix, por unas calambres, debidos, probablemente, al desgaste físico del que comentaba anteriormente. Antes, se había producido el cambio pactado con Thomas, por su falta de ritmo aún, por Mario Hermoso, que hacia que Saúl volviese a su situación natural. Fue aquí cuando el Atleti quedó con un 4-4-1 que daba más garantías y solided defensiva. Tarde. Los jugadores estaban tocados físicamente. Cansados. Sin piernas. Y sólo había una posibilidad de cambio, medianamente ofensiva, la de Vitolo por Lemar. Un Lemar que en la segunda parte estaba muy cansado, tras una buena primera parte.

A partir de ahí, el equipo, los jugadores, hicieron lo que mejor han sabido hacer hasta ahora, y donde se sienten muy cómodos. Defender. Defender 3 puntos importantísimos. Hay que tener en cuenta que el Getafe no tiró un sólo disparo entre los tres palos. Oblak pasó desapercibido. Sólo ese disparo lejano de Ángel que dio en el travesaño. Nada más. Y el Atleti, aún con esos últimos 20 minutos de dominio infructuoso del Getafe, acabó con un 57% de posesión. Creo que no está nada mal.

Tal vez, el que escribe, necesite algún curso de entrenadores y no vea más allá, y me permita ver los partidos como Matallanas. Pero, por favor, háztelo mirar. Deja de hacer tanto daño al equipo, desde tu pluma. Para periodistas tan atléticos como tú, prefiero alguien más neutral.

João Félix está aprendiendo para seguir creciendo. Para ser mucho mejor aún, para tocar el cielo, como ha pasado con otros jugadores que han pasado por el Atlético, y que habrá que ver si siguen en ese nivel una vez fuera del equipo. Y si no, qué le pregunten a Arda Turan, por ejemplo.

Así que, Matallanas, por favor, déjalo ya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *