in ,

ALEMANIA EL MODELO A SEGUIR

Después de muchos días sin nuestro deporte favorito, nos da la sensación, que parte de nuestra vida se nos ha arrebatado. Que nos hemos dejado algo por el camino. Aunque este fin de semana ha vuelto en cierta medida otra vez.

Cierto que no es nuestra liga, pero como decía alguien a quien he querido mucho, “A falta de pan, bueno son tortas”. Nos consuela que al menos el balón se ha vuelto a poner a rodar en los terrenos de futbol.

Está claro que Alemania es el modelo a seguir, si ellos pueden porque no vamos a poder nosotros. Los alemanes han dado el primer paso hacia la normalidad. Si es verdad que este fin de semana los partidos de futbol que hemos podido ver por la televisión, de la Bundesliga, se han visto muy asépticos, les faltaba algo.

Que no ha sido emoción, pues haberla la ha habido. Pero le faltaba esa pizca de sentimiento, de calor. Le faltaba un pedestal fundamental en este deporte, SU AFICION.

Es evidente que esta pandemia lo ha cambiado todo, pero se debe de volver a la normalidad, sino queremos que el miedo nos devore lentamente. Y Alemania se plantó y dio su primer paso hacia la normalidad.

Aunque los campos no estén llenos de su afición, aunque las celebraciones de los goles, ya no puedan ser las mismas, (de momento), la efervescencia, la pasión y su formato volverán.

Pues este deporte, aparte de que no deje de ser un negocio. Está pensado por y para la afición.

Ver campos llenos hasta la bandera, el colorido y griterío en sus gradas, sus canticos, ese olor tan peculiar a humanidad, necesitamos…Exigimos que vuelva este deporte a nuestras vidas. Pues la AFICCION es el verdadero Bastión que sostiene este deporte con vida.

De momento nos conformaremos con que Alemania sea nuestro modelo a seguir. Todo es empezar y dar el primer paso, después vendrá el segundo y el tercero. Y quien sabe si en un cuarto los estadios volverán a rugir desde dentro.

De momento conformémonos con verlos por la televisión, tampoco es mal plan, es el Primer paso. Alemania dio el primer paso, demos nosotros el segundo, no dejemos que nuestra forma de vida cambie, al menos no tan radicalmente.

     Alemania es el modelo a seguir, no paremos la rueda, dejemos que gire lentamente ahora para volver a coger poco a poco velocidad.

Seamos conscientes de que esto no va a ser lo mismo, seamos capaces de avanzar y quitarnos el miedo a caminar, para seguir avanzando.

Seamos esa afición que sostiene a su equipo, aunque de momento solo pueda ser en espíritu. No dejemos que nuestro aliento, nuestro fervor, no lo sientan nuestros jugadores. Que sepan que estamos ahí detrás de cada pantalla, que sientan nuestra pasión, nuestro empuje desde el corazón.

Que no olviden quien hace girar la rueda, quien empuja para avanzar, quien es el combustible, para que este motor funcione, y nos lleve a cotas que aún nos quedan por alcanzar. Alemania es nuestro modelo a seguir, ¡¡avancemos!!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *