STRANGER LEAGUE

STRANGER LEAGUE

Radio Neptuno, Tu radio del Atlético de Madrid

¿Qué se obtiene de unir asco, astucia y economía? La respuesta es una liga asquerosamente preparada y una serie de 38 capítulos llamada Stranger League.

Cosas muy extrañas están pasando esta temporada, desde lloros en Twitter continuos, hasta polémica con calendario y horarios. Pero especialmente con los árbitros, fueras de juego que no son, penaltis no pitados, forma desquiciante de dirigir los partidos… Lo peor de todo es que cualquiera comete un grave error en su trabajo y, aparte de las explicaciones oportunas, puedes recibir sanción o ser despedido, pero si es un colegiado… Inmunidad

Iremos paso a paso.

Asco. Me repugna lo que está pasando este año. Es que no hay una sola jornada que no haya un escándalo arbitral y en la supuestamente mejor liga del mundo esto no debería pasar. Y no sólo me quejo por mi Atleti, me quejo también por equipos con menos nombre como Leganés, Osasuna o Betis que están más indefensos ante estas situaciones.

Ahora parece que también se incluye al Sevilla en la lista de “ayudar en caso de no ganar”. A mí personalmente me daría vergüenza que mi equipo cada jornada estuviera siendo ayudado…

 

Astucia. Todo esto requiere una mente perversa y sibilina, ahí es donde entra el señor Tebas, un Demogorgon muy querido en todos los campos por su gran gestión. Os pondré un ejemplo, en la confección del calendario desde hace unos años, Madrid y Barça se quejaron y no les pueden enfrentarse en Liga con Champions entre medias porque se cansan.

Pero ¿y si es el Atleti el que juega Champions entre semana y el domingo recibe a un Barcelona con toda la semana libre? ¿Y si jugamos el jueves y el Valencia el martes?. Como diría Torrente, no sabéis lo que les habrá costado montar este emporio.

 

Economía. La gente habla de robo del Madrid, robo del Barcelona, pero no estoy de acuerdo con eso ya que los árbitros son profesionales del deporte, pero por encima de todo son personas realizando su trabajo. Es por ello que cuando realizan un “servicio”, reciben una contraprestación, que pueden ser bolsitas con bolis y pines o maletines. Por eso digo que no es robar, eso es lo que en Economía se conoce como la ley de la oferta y la demanda.

Es muy triste pero se están cargando la magia de este deporte que tanto amamos.

 

Pd: estaría bien que tuviéramos dirigentes que pusieran menos sonrisitas y defendieran al equipo ante los atropellos que sufrimos, pues los jugadores y el Cholo son los únicos que dan la cara.