Ridículo verano

Ridículo verano

Radio Neptuno, Tu radio del Atlético de Madrid

Ridículo verano

Por Luis C. Arcos 

Ya empezó la temporada y, ayer viernes día 1 de Septiembre, a las 00'00, se cerró el mercado de fichajes en España. Y no se me ocurre otra palabra que defina este mercado de fichajes que "ridículo". Ridículo mercado y ridículo verano. 

A todos nos sorprendió la sanción de la FIFA, y su ratificación por el TAS, donde con un agravio comparativo con el equipo de Concha Espina, a ellos les quitaron su sanción, mientras a nosotros se nos avecinaba un año por delante sin posibles fichajes, y donde habría que hacer encaje de bolillos para poder llevar a cabo fichajes, sin poderlos inscribir, y más en un año donde hay Mundial con la complejidad que ello conlleva, pues ningún jugador quiere estar parado hasta el 1 enero, fecha en la que se pueden inscribir los nuevos fichajes, de producirse. 

Siempre se ha dicho que el Atleti, con su historia, y su grandeza, está por encima de todo. Incluso de sus dirigentes. Pero este verano los dirigentes no han estado a la altura de este club. No han estado a la altura porque pudiendo hacer bien las cosas han elegido siempre la peor de las opciones, tanto en comunicación, como en ejecución. 

Todavía recuerdo las declaraciones, creo que de Cerezo, donde decía que de las dos pretensiones que había para este año, una ya estaba (Vitolo), y la otra iba por buen camino (Diego Costa). Y aquí es donde, desde el principio, no se ha estado a la altura. 

Lo primero, el tema Vitolo. Increíble hasta dónde tuvieron que llegar las cosas para que el club moviera definitivamente ficha. Una imagen lamentable que no ponía en buen lugar a nadie. Ni a Vitolo, ni al club. Y todo, tal vez, por esperar a que el Sevilla rebajará sus pretensiones. Error. A partir de ahí, cruces de declaraciones que sitúan a cada uno en su lugar. 

Y el segundo. Sí, el segundo. El tan deseado por todos. Diego Costa. ¿Qué más tiene que hacer un jugador para que se reaccione desde un club? ¿Por qué el año pasado se pidió un paso adelante del jugador, y ahora, que ha dado unos cuantos, no se ha rematado la faena? Ahora, entonces, ¿de quién es la culpa? Evidente, ¿no? 

No se puede estar continuamente alimentando la ilusión de una afición que sí que está por encima de esta directiva, para luego, de un zarpazo, devolverlos a la tierra con tanta frialdad. No se puede estar continuamente filtrando a la prensa noticias para alimentar esta ilusión, y traer a todo el mundo loco, dando lugar a innumerables conjeturas sobre el fichaje, el precio del traspaso, las variables, y tantas y tantas cosas que se han permitido y se han alimentado desde el propio club, que, en lugar de desmentir las noticias, si es que no eran ciertas, salían alimentando con su ambigüedad, haciendo mención al interés por el jugador. 

Increíble. Hasta el final. Que el propio cierre de mercado, y la inscripción de Costa para la Premier, con el Chelsea, nos ha dejado a todos con una frustración tremenda. Porque sí, el que os escribe, iluso, tenía fe. ¿Y ahora, qué? ¿Qué será lo siguiente? ¿Que viene en enero? Ya no más. Ya está bien. Esto es como el cuento del pastor y el lobo. Y ya estoy viendo al pastor (la directiva) descojonándose viendo la pasta que se ha vuelto a ahorrar este año mientras que el lobo, ni ha venido, ni vete a saber si acaba viniendo. Pero la gente ya está cansada de tanta milonga. Y lo peor aún, es lo cansado que debe estar el Cholo. Y eso sí que realmente me preocupa. Porque como se le acabe la paciencia... Tanto jugar con fuego, al final podemos terminar quemándonos. Porque entonces, ¿que sería lo siguiente? La verdad. No lo quiero ni pensar. Disfrutemos de esta temporada, y esperemos que consigamos una gran alegría, y por qué no, el título que nos falta. A pesar de los de siempre. 

Basta ya de ridículos. Nuestro Atleti está muy por encima de todo esto y no nos merecemos dar esta imagen.